Talares y paisaje fluvial bonaerense: arqueología del río Salado

GONZALEZ, M. Isabel y FRERE, M. Magdalena RESUMEN Este trabajo plantea que a pesar de la escasa importancia dada tradicionalmente al bosque de tala, éste constituyó uno de los recursos que enriqueció la biodiversidad del paisaje bonaerense. Los montes de tala estuvieron, desde los primeros momentos de la ocupación colonial, muy ligados al desenvolvimiento de la vida cotidiana y fueron motivo de cuidado y valoración. Ya desde 1667 las actas del Cabildo declaran a estos montes silvestres como comunes a todos los vecinos. En épocas prehispánicas, hace al menos 2000 años, el bosque de la Depresión del Salado fue usado como lugar de asentamiento y su madera como combustible ya que estudios antracológicos de algunos carbones recuperados en los sitios arqueológicos correspondían a madera de este árbol. También se reconocieron carbones vegetales de molle (Schinus sp.) y sauce (Salix sp.). En este trabajo se brinda información que permite comenzar a comprender la importancia del aprovechamiento de estas especies vegetales tanto en la tecnología como en la dieta. Finalmente se discute la vinculación de estos bosques con la presencia de distintos actores sociales, la producción de cerámica y la obtención de recursos fluviales.

Enlaces